Molina: “Avanzamos en áreas donde encontramos más retrasos e injusticias”

Durante la inauguración del 135º periodo de sesiones ordinarias del Concejo Deliberante, el intendente Martiniano Molina destacó el avance realizado, el compromiso de los concejales, y detalló las obras que se ejecutan con el apoyo del Gobierno nacional y provincial.
“Hoy podemos mirar al pasado reciente y afirmar con orgullo que, pese a todo, hemos avanzado. Y lo hemos hecho precisamente en aquellas áreas en donde encontramos más retrasos, más desequilibrios y mayores injusticias. En esto, quiero reconocer el compromiso de todos los concejales porque cada logro y avance es el resultado del trabajo en equipo y de la búsqueda de consensos”, dijo el mandatario comunal ante una Casa de la Cultura repleta que se había acercado a escuchar los lineamientos de gobierno.
Tras destacar que “con el Presidente Macri y la Gobernadora Vidal somos un equipo”, el jefe comunal aseguró que “queremos cuidar a cada vecino de Quilmes, porque mientras nosotros dialogamos en este recin-to, un médico o un policía están en la calle ejerciendo su vocación de servicio. A todos los que honran su responsabilidad, nuestro respeto, admiración y apoyo”. Y remarcó que “junto con las obras, la seguridad ciudadana es un eje de nuestra gestión, porque sabemos que es un tema que preocupa”.
Sobre las prioridades de su gobierno comunal, Molina señaló que “nuestra prioridad son los niños, por eso felicito al equipo del área social que ha asistido a 2144 niños, niñas y adolescentes de los cuales un 82 por ciento sufrieron violencia. Celebró también la próxima implementación del Programa Envión llegando a 1000 jóvenes, con la participación de 33 organizaciones sociales y escuelas. Nuestra prioridad también es la educación, por eso, podemos destacar que durante 2016 incorporamos al sistema educativo a 800 chicos, y en lo que va de 2017, hemos registrado ya un incremento de la matrícula educativa de nivel inicial de 340 estudiantes, totalizando 1140 niños incorporados al sistema educativo inicial”.
Al hablar de las obras que se ejecutan en la ciudad, Molina dijo que “el trabajo conjunto nos permitió encarar la urbanización del barrio Los Álamos, con sus obras de mejoramiento del hábitat, del espacio público y de infraestructura, que implican una inversión de más de 25 millones de pesos”, afirmó.
“Vamos a transformar Quilmes con las obras de mejoramiento de hábitat en los barrios Papeleros, Memoria, Verdad y Justicia, Eucaliptus y Monte Matadero, que incluyen los convenios con PROSEDE y PROIN y que implican una inversión total de más de 150 millones de pesos, a los que se suman obras específicas como la de mejoramiento de fachadas y puesta en valor del espacio público en el Barrio Papeleros, con una inversión cercana a los 40 millones; como la intervención en el Barrio Memoria, Verdad y Justicia, con una inversión de más de 70 millones y la construcción de espacios deportivos como los de Barrio Monte Matadero y del Barrio Eucaliptus”, señaló.
Asimismo, el Intendente aseguró que “estamos encarando el plan de 20 grandes obras que iniciamos en 2017, es el plan de infraestructura más importante del distrito, es la concreción de un sueño que todos los quilmeños esperamos ver realizado: habitar una ciudad más cómoda, segura, moderna e inclusiva”.
“En esto, quiero destacar también las obras de reactivación de los cruce bajo vías Espora, Smith y José Ingenieros. Estas obras se encontraban detenidas al inicio de nuestra gestión y nosotros las reactivamos. También las 41 nuevas cuadras pavimentadas a las que se suman las 168 incluidas en el plan de pavimentación de hormigón. El trabajo en equipo nos permitió reactivar 1661 viviendas en construcción y otorgarle seguridad a los vecinos con 555 escrituras firmadas y 861 títulos de propiedad entregados”, detalló Molina.
Por su parte, el presidente de Concejo Deliberante, Juan Bernasconi, destacó los desafíos del legislativo para 2017, e hizo hincapié en la “gran responsabilidad de poder seguir trabajando para facilitar al Intendente Martiniano Molina todas las herramientas necesarias para la gestión, priorizando a los vecinos de Quilmes, y dejando de lado las discusiones ideológicas que no contribuyen a la solución de los problemas”.

 

ping-pong y autopuntaje
Luego de la apertura de sesiones, y en un ida y vuelta con los perio-distas y medios locales, el intendente Martiniano Molina tuvo el siguiente ida y vuelta con el colega Claudio Gentiluomo.
– A 15 meses de gobierno ¿cómo calificaría su gestión y que considera le debe a los quilmeños?, dijo el colega.
– Primero, yo creo, que debemos despejar en qué valoración estaba Quilmes cuando asumimos, respondió el Jefe Comunal.
– Menos diez, le retruca Gentiluomo, uno de los periodistas más críticos a la gestión del ´Barba´Gutiérrez, a lo que Molina rápidamente responde: “Si decimos menos diez, yo puedo decir que estamos en un seis y que nos falta muchísimo todavía”.