Otro bajo vías que muy pronto se abre: Don Bosco

La obra del bajo-vías de Don Bosco avanza a buen ritmo y, según aseguran los principales funcionarios, a corto plazo se convertirá en el tercer paso bajo nivel inaugurado durante el gobierno del intendente de Quilmes, Martiniano Molina. Todo un récord.
Desde la Secretaría de Desarrollo Urbano y Obra Pública se informó que sentido a Capital Federal, se está pavimentando la avenida San Martín en la zona de la rampa de ingreso al paso bajo nivel y también la calle Uriburu entre José Ingenieros y Carcova. También se avanza con el tomado de junta, la construcción de solado y la instalación de nuevas columnas de alumbrado público. A su vez, se trabaja en la cámara de aquietamiento y sala de máquinas.
Sentido a La Plata, por su parte, se prevé la reconstrucción de veredas para el cruce peatonal y se avanza con la estación de bombeo.
Además de agilizar el tránsito y mejorar la conectividad entre las localidades quilmeñas, los bajo vías constituyen un plan integral que beneficiará la conexión regional. El paso bajo nivel de Espora está ubicado en una zona estratégica que conecta el centro comercial de Bernal con la subida a la autopista La Plata-Buenos Aires, la Universidad Nacional de Quilmes, fábricas y escuelas.
El de calle Smith, en Ezpeleta, permite agilizar el ingreso a la zona este de la localidad, tanto para los vecinos del distrito como para los que lleguen desde Florencio Varela o Berazategui.
El de Don Bosco está ubicado a menos de 1km del acceso sudeste, que se extiende entre las localidades de Wilde y Sarandí y desemboca en la autopista Buenos Aires-La Plata para ingresar a CABA.
Y se anunció que está previsto comenzar la obra del cuarto, de calle Las Heras, ubicado en el límite entre Quilmes y Bernal. “La inversión en infraestructura vial es inédita”, enfatizó el intendente Molina. “En nuestra gestión igualaremos la cantidad de bajo vías construidos en toda la historia de Quilmes”, finalizó.