El boliche Santacruz de la Ribera de Quilmes se convirtió en una gigante cocina de campaña. Hoy el Ejercito Argentino distribuyó 1500 raciones de comidas para los vecinos más vulnerables. Lo seguirá haciendo los días sucesivos.