El Suburbano y Agencia de Noticias Suburbana viene denunciando desde hace años a los “Usurpacalles” y “Usurpaveredas”, aquellos vecinos y comerciantes que sin ningùn permiso, habilitaciòn y mucho menos sentido comùn, ocupan un espacio público que es de todos. mesas, sillas, escaparates, carteles publicitarios, cajones de madera, y todo aquel artefacto o cosa que sirva a la hora de adueñarse de una porciòn de calle o vereda.

Desde hace un tiempo a esta parte, han proliferado los “Usurpacordones”, generalmente son vecinos que al no tener bajada de automóvil para subirlo a la vereda usan cualquier mètodo, incluso contra todas las leyes existentes, que muy seguido suelen generar peligro para peatones y automovilistas. Como esta enorme y pesada chapa que sirve de  bajada cordón en Alsina entre Mitre y Alvear, pleno microcentro quilmeño, donde el otro dìa una señora mayor cayò producto de tropezarse con esta verdadera trampa.