Se espesa el conflicto con Siderar. La conducción de Paulino Leyes en la UOM es puesta en dudas por estas horas ante la falta de apoyo interno que no logra consensuar en la Comisión Interna, por lo que Leyes no controla el conflicto y hasta genera rechazo. La comisión interna tiene problemas de consenso y las cesantías ya son 20. Del otro lado del mostrador Paolo Rocca amaga con otra tanda de despidos masivos.