El “Tanque” Pavone desbordaba de felicidad al término del partido en el que el Cervecero derrotó a Tigre por 2 a 1. No pudo “mojar” pero casi se le da. “Lo importante era ganar”, comentó a dos amigos que no se quisieron perder el primer partido oficial defendiendo la camiseta de Quilmes.
Apenas salió del vestuario fue a saludarse con Diego Ortega y Andrés “Cebolla” Mejailesen. El primero, cercano a la dirigencia de Estudiantes y que ha participado en diferentes gestiones en el área de Prensa del pincha, es amigo de hace añares, cuando el Tanque daba sus primeros pasos en el equipo platense. El otro, también del ambiente deportivo, supo ser campeón del Cervecero en Hockey varios lustros atrás.