Tras descubrirse la falacia electoral del domenismo en la Unión Cívica Radical, la concejal Daniela Conversano, mujer de Ariel Domene, optó por ausentarse a la sesión ordinaria del Concejo Deliberante. Faltazo que no pasó desapercibido dentro del recinto, y por el que muchos no obviaron en chicanear al matrimonio Domene por la nueva traición cometida. Incluso varios de los propios apuntan y culpan duramente por no haber avisado que no iba a jugar la interna por ser deudor, tal como marca la Carta Orgánica de la UCR.