Lo que se esperaba que iba a ser una sesión candente, con fuertes cruces entre oficialistas y opositores, finalmente no sucedió. El cuerpo transitó la última ordinaria del mes con total amabilidad y sin debates candentes.
Luego que se retirara el megaproyecto de concesión de parte del predio del Pejerrey Club y volviera a comisión para ultimar unos detalles que lo hacían poco específico, los ediles aprobaron sobre tablas la declaración de interés al monumento Indio Quilmes.
Anteriormente, el presidente de la bancada de Juntos por el Cambio, Ignacio Chiodo, solicitó al Ejecutivo que informe los cargos ocupados por Sebastián Raspa y los contratos existentes de cooperativas mencionadas en el informe del portal periodístico. Minuta de comunicación que fue rápidamente acompañada por el Frente de Todos.
Al tomar la palabra el presidente del bloque del Frente de Todos, Ariel Burtoli, aseguró que "queremos que se investigue el tema para que se aclare cualquier inquietud porque se quiere empañar la gestión de la intendenta Mayra Mendoza. No hay nada que esconder. Las obras están en los espacios públicos. Hay que recordar cómo estaban antes y cómo están ahora. El Gobierno municipal no tiene nada que esconder".
Posteriormente, la concejal Patricia Capparelli solicitó más seguridad en el Cementerio Municipal.
Sin más que tratar, finalizó la sesión.