Esta no fue una sesión más en el Concejo Deliberante de Quilmes. La jugada realizada por dos legisladores fue importante para visualizar el panorama electoral y la rosca política que comienza a darse de cara a las elecciones legislativas.

La rendición de cuentas del Ejercicio 2020 de la gestión de Mayra Mendoza, expuso las necesidades de algunos. Y la fortaleza de otros. El oficialismo logró, gracias al voto afirmativo de la concejal de Juntos por el Cambio, la ex hipermolinista Raquel Coldani, aprobar el Ejercicio 2020. Mientras que Laura González, quien había sido electa por el Frente de Todos, sigue mostrando los dientes y votó una vez más en tándem con la oposición macrista: Voto Negativo.

Los números finales de la votación fue 12 votos positivos y 11 negativos.