Tras el cierre del tradicional boliche El Bosque deQuilmes Oeste, ahora los ex trabajadores del bailable denunciaron a la cúpula gremial de la Unión de Trabajadores Gastronómicos (UTGRA) de Quilmes, Carlos Santillán y a Federico Geneiro, por no dar respuestas y atender la problemática de los agremiados que se quedaron en la calle. Según se informó, los empleados del boliche cerrado denunciaron que la única empleada que conservó su trabajo en la empresa es la Delegada Gremial a la que cuestionan por haber sido elegida en marzo de este año en plena pandemia con tan sólo cinco votos. En tanto, señalan que el resto de los trabajadores fueron cesanteados y sin cobrar -hasta ahora- con sus indemnizaciones, que deberán ser dobles