Este medio adelantó el asunto y la idea que viene rondando por la cabeza de varios dirigentes de peso de la UCR, hoy. Presentar en Quilmes un candidato potencialmente fuerte para poder disputar unas PASO con ciertas chances de poder ganarle -en el hipotético caso de una puja- al ex intendente, Martiniano Molina. Y el hombre surgió en la figura del boxeador Sergio 'Maravilla' Martínez.

'Maravilla' reunía condiciones de sobra para ese rol que pensaron los 'boina blanca'. Primero famoso y popular, segundo, de origen radical, y tercero, amigo personal de Facundo Manes, y con excelente relación con Maxi Abad, el titular de la UCR Bonaerense. Faltaba algo más que importante, había que convencerlo, ya que sus exigencias profesionales en España, y próximos combates durante los  meses que se vienen encima, no es sencillo para que una figura de esas características pueda dar hoy una plena definición.

La reunión, como contó El Suburbano estaba prevista al regreso de 'Maravilla' de Europa. Y finalmenmte se produjo este sábado en CABA. Hablaron de todo, del país, de la UCR, de Juntos, y obviamente de Quilmes, donde las intenciones estàn echadas, aunque giran alrededor de su futuro deportivo.

Es que se supo que Martínez tiene en agosto una pelea ya comprometida hace un largo tiempo y con una bolsa super millonaria en la provincia La Rioja, que en caso de triunfar, lo espera otra el año que viene, en el 2023, año que habrá que estar al pie del cañón ya en materia electoral.

Lo concreto hasta aquí, es que Manes y 'Maravilla' lograron sacarse la foto con un claro mensaje directo a Quilmes.

 

NOTAS ANTERIORES

"Maravilla juega en Quilmes", la orden de Manes y Abad; y habría una pelea de peso pesados en el distrito

La última finta de 'Maravilla' Martínez hacia la política