Tras la decisión del Gobierno Nacional de congelar por 90 días los precios de 1.432 productos de la canasta básica, la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, y todo el Gabinete municipal, supervisaron durante la jornada del sábado distintos supermercados del distrito para controlar el cumplimiento de la medida.
Mayra supervisó los precios en las góndolas en el supermercado Jumbo, ubicado en Av. Calchaquí Nº 3950, para verificar el cumplimiento de la medida, donde conversó con los vecinos y las vecinas que estaban haciendo las compras en el lugar sobre la importancia de esta política que busca cuidar el bolsillo de las familias, y llamó a la comunidad a «sumarse a los controles. Es importante que todos exijamos en los grandes supermercados el cumplimiento de estos acuerdos que buscan cuidar el bolsillo de los y las argentinas».
«Los precios cuidados deben estar señalizados en las góndolas, esto es lo que entre todos y todas tenemos que constatar. Nos ponemos a la cabeza de estos controles con el compromiso de trabajar para que la reactivación y las mejoras en los ingresos no sean aprovechadas por unos pocos», remarcó la Jefa comunal en relación con la resolución 1.050/2021 de la Secretaría de Comercio Interior, publicada el último miércoles, que establece retrotraer al 1 de octubre y congelar hasta el 7 de enero próximo los precios de los principales productos de consumo masivo.
Participaron de esta actividad junto a la Intendenta, la secretaria de Desarrollo Urbano y Obra Pública, Ceci Soler; la titular de la Agencia de Control y Fiscalización Comunal, Alejandra Cordeiro, y el secretario de Culturas y Deportes, Nicolás Mellino.