La ilusión de una decena de chicos está en juego en un nuevo caso que despierta bronca e indignación. Lamentablemente los casos de estafas en viaje de egresados son habituales y se siguen repitiendo. En este caso los damnificados van a la EEST N°7 “TRQ” más conocida como la ex IMPA de la ribera de Quilmes. El viaje está completamente pago, pero nunca se concretó. Le piden una respuesta urgente a la empresa Travel Rock. Carla, una de las madres de los chicos estafados, asegura que el viaje estaba programado para el año pasado, pero no se concretó. Los chicos que van a séptimo año se ilusionan con poder tener su despedida del colegio secundario, aunque el tiempo les juega en contra y la empresa organizadora del viaje también.

«El año pasado no se podía hacer el viaje por las restricciones, pero cuando se abrió un poco todo nos habían consultado si querían que viajen este año y le dijimos que sí. Nos dieron fecha en abril para poder viajar, vinieron las nuevas restricciones y nos dijeron que a partir de septiembre se iban a ir. Pasó septiembre y no hubo noticias», relató la madre.

Y en esa misma línea, agregó: “después veíamos que los chicos que estaban cursando 6° año este año estaban viajando. Entonces nuestra inquietud era cuando iban a viajar. El año que viene los chicos empiezan la facultad, no es lo mismo cuando no están cursando la secundaria, todo se volvió más complejo”.

A partir de esta dilatación, parte de los chicos decidieron “bajarse” y recibieron el dinero. Otro grupo continúa firme en la postura de lograr concretar el soñado viaje. “Nos dijeron en noviembre, después den diciembre, y no nos dan respuesta. Ahora dicen enero o febrero. No tenemos ninguna notificación, todo es a boca de jarro”, explicitó.

El tiempo apremia ya que los chicos están terminando de cursar la escuela, después viene el período de vacaciones e inmediatamente el comienzo de los cursos de ingreso en las universidades. En este contexto es que los padres están furiosos y piden una solución a este conflicto que los angustia a ellos y también a sus hijos.

Lo que quiere la empresa

Los padres denuncian que hay cierta especulación por parte de la empresa para poder arribar a una solución conveniente a sus intereses. “La especulación es que quieren que los chicos se cansen y nos devuelvan el dinero. Pero nosotros queremos el viaje”, sentenció.

La oferta de devolución de dinero consta de dos cuotas y de un valor con un 25% de descuento. Esto corresponde por la ley, lo que vendría a ser un 75% del valor del viaje que se pagó en su momento y en cuotas. Le estarían devolviendo un poco menos de 40 mil pesos.

Los padres son conscientes de la maniobra y no tienen miedo en llegar hasta las últimas consecuencias para persistir en el reclamo. Ya enviaron cartas a documento y siguen a la espera. Destacan que ellos cumplieron con lo pactado en el contrato pero están “sin dinero y sin viaje”. Ahora esperan que la empresa cumpla con su parte.

Fuente mundopoder.com / DataJudicial