Constanza Magalí Coronel Argentieri tiene 14 años y desde que nació vive junto a su familia en Bernal. Con tan sólo 5 años comenzó en el mundo del patinaje artístico. Sus maestros en la disciplina son reconocidos patinadores: Anabella Mendoz (tricampeona mundial en 2015,2016 y 2017) y Carlos Urquía (campeón mundial en 2011).
  A lo largo de su carrera, ‘Magui’ obtuvo varios reconocimientos: En 2015 consiguió la medalla de bronce en el Campeonato Nacional que se realizó en Misiones. Un año después fue subcampeona nacional en Córdoba. También obtuvo la medalla de bronce en la disciplina figuras obligatorias y en combinada en el Campeonato Nacional de 2017 en Santa Fe. Su mayor logro llegó en el Open 2018 de Rosario, cuando se consagró campeona nacional en libre y figuras obligatorias. En el 2019 quedó entre las 10 mejores en la categoría infantil en el Campeonato Internacional de Mar del Plata, y fue preseleccionada por la Confederación Argentina de Patín Artístico, hasta que finalmente fue convocada para el Panamericano a realizarse este año en Guayaquil, Ecuador.
  «Mi sueño siempre fue representar a mi país en la Selección Nacional y con sólo 14 años se me está volviendo realidad. Estoy clasificada para competir por mi país en el Campeonato Panamericano de Ecuador, en el deporte que amo», contó con mucho entusiasmo y alegría. La joven remarcó la importancia de sus seres queridos y el esfuerzo que hacen para que ella pueda cumplir su sueño. «Soy muy agradecida con mi familia. Lo que soy se lo debo al modo de ser y la fuerza de trabajo que tienen mis padres. Ellos tienen una panadería que es su vida, todos los días se levantan a la madrugada para trabajar».
  Actualmente, no recibe ningún tipo de ayuda económica de parte del Estado ni de sponsors, los cuales son de vital importancia para seguir compitiendo en el Nivel Élite de la disciplina. Debido a ello, sus familiares llevan adelante una campaña para conseguir patrocinantes que colaboren con la joven patinadora: «Ella viaja el 9 de Abril para Ecuador. Estamos buscando difusión y ayuda para poder completar el objetivo», contó su hermana,

«Todo es esfuerzo de nuestros padres, no tiene ningún otro tipo de ayuda económica y realmente la necesitamos para que Magali cumpla su sueño representando con orgullo los colores de nuestro país», concluyó.