El plenario de Juntos Quilmes realizado ayer tuvo una ausencia, que si bien para la enorme mayoría pasó desapercibida, ya que no estuvo presente en toda la campaña antes de las PASO, salvo su apariciòn repentina en la visita de Horacio Rodrìguez Larreta a Quilmes, que es la de la diputada nacional del PRO, Mónica Frade. Tampoco estuvo Coquito Fernández, tercero en la lista de concejales, y a quien ella no lo dejò participar del encuentro  y acompañar a sus compañeros de sector,. Frade alegó que su ausencia se debió a problemas de salud, según le contó a uno de los dos dirigentes intermedios de Juntos con los que asiduamente habla.

El caso de Ariel ‘Lula’ Gómez es para el análisis. El hasta hace nada concejal oficialista, banca que renunció, ya mostró su desembarco de lleno en el riñón del molinismo de la mano de Guillermo Galetto, factotum de Martiniano. Si bien El Suburbano  adelantó este salto varias semanas atrás, lo pudo mostrar aún más la noche de las PASO, donde ‘Lula’ posò con el ex Intendente con un detalle que enganó a casi todos: Tenìa barbijo.

Ahora la cosa se profundizó. En horas de la tarde de este jueves, en sus redes sociales, como por ejemplo Instagram, ‘Lula’ Gómez sube historias donde se lo ve como un enfervorizado militante del molinismo.