El Municipio de Quilmes avanza en las obras de refacción y mejoras que se está desarrollando en la cocina de la Escuela Primaria Nº 79 “Río de la Plata”, donde ya finalizó la tarea y el lunes comenzará a funcionar, y en la del Jardín de Infantes Nº 917, donde restan detalles, en el polo educativo ubicado sobre la calle Marinero López esquina Alsina, en la Ribera de Quilmes. Además inauguró el nuevo espacio en el que funcionará el Taller de Muralismo y el Salón de Usos Múltiples (SUM) del Museo Roverano.

“Hoy con mucha alegría estamos haciendo el acta de traspaso de este espacio e inaugurando el taller de muralismo y las obras en el SUM y el espacio común, que están en el Museo Roverano, donde pudimos poner en condiciones su lugar de entrada, reforzar la seguridad y generar un lugar de atención y cocina, que va a servir para muchísimos eventos que se van a desarrollar”, explicó la secretaria de Desarrollo Urbano y Obra Pública, Ceci Soler.

Y agregó: “En el taller de muralismo pudimos poner en valor la cubierta que tenía muchas filtraciones. Era una cubierta de asbesto cemento, o sea que era insegura para la salud. Pudimos poner en valor todo el espacio, con pintura, realizando los revoques, mejorando la estructura, haciendo sanitarios nuevos y todos los espacios que son necesarios para el taller de muralismo y de otros talleres y otras actividades que seguramente en este lugar”.

Por su parte en la recorrida de los edificios escolares, la funcionaria de Mayra Mendoza señaló que “visitamos la Primaria Nº 79, en donde desde la Coordinación General de Desarrollo Social y SAE se realizó una obra en la cocina para ponerla a nuevo con las mesadas, los espacios de guardado, la instalación y los artefactos nuevos. Visitamos también el Jardín Nº 917 en el que se está desarrollando una puesta en valor integral de la cocina, y en donde también tenemos planificada desde Obras Públicas una obra para la renovación completa de la instalación eléctrica y la reparación de las cubiertas”.

En esa línea, el coordinador general de Desarrollo Social y Servicio Alimentario Escolar (SAE), Joaquín Desmery, puntualizó: “Lo que siempre planteamos es que la calidad nutricional de los alimentos que llegan también depende de los lugares de la preparación. Estamos en esto desde el Municipio con una inversión importante en obras en 22 cocinas de establecimientos para renovarlas integralmente. Acá, en la EP 79 estaban terminando los últimos detalles pero el lunes la cocina ya estará operativa y después la del Jardín de Infantes Nº 917, aun está en obra pero proyectamos finalizarla en la primera quincena de agosto. Son demandas históricas que los colegios tenían y que afectaban a la calidad de preparación de alimentos al no tener las cocinas en condiciones”.

A su vez, el director general de SAE, Miguel Centurión, explicó que “significa un cambio muy grande acá en la comunidad de La Ribera: hay 400 chicos que almorzaban acá en la Primaria, y 200 que lo hacían en el Jardín. Las dos cocinas estaban en muy mal estado, de hecho la del Jardín Nº 917 ni siquiera tenía gas, y a través de una obra de gas que hizo el Consejo, más la renovación integral que hacemos nosotros como SAE, vamos a poder recuperar ambos espacios de cocina para la comunidad educativa”.

Finalmente, la directora de la EP Nº 79, Mónica Piraíno, señaló que “la obra es algo que estábamos esperando desde hace muchos años. Siempre necesitamos algún arreglo, alguna cosa, pero la cocina es fundamental, porque nosotros tenemos una matrícula de casi 400 nenes que comen acá en la escuela. Así que para la comunidad es algo maravilloso. Llegó y tuvimos la suerte de que este año nos han dado respuesta a reclamos de varios años atrás”.