Impulsado por el intendente Juan Patricio Mussi con el objetivo de acercar la Universidad pública y gratuita a todos los vecinos, el Centro Universitario Berazategui abrió sus puertas para que más de 500 alumnos cursen carreras de grado de las Universidades Nacionales de Quilmes (UNQ) y Arturo Jauretche (UNAJ).
“Facilitar y acercar la universidad pública es una inversión que trae un ahorro, porque las crisis se combaten sosteniendo la cultura y la educación, sobre todo la universitaria, que si se derrumba se caen los sueños y esperanzas. Darle a la gente esta posibilidad en épocas donde aumenta el boleto de transporte, la nafta y los servicios, es un orgullo”, afirmó el intendente Juan Patricio Mussi durante un recorrido que realizó por las instalaciones junto a autoridades universitarias.
En su recorrido, el Intendente estuvo acompañado por el presidente del Concejo Deliberante, Juan José Mussi; el rector de la UNAJ, Ernesto Villanueva; y el vicerrector de la UNQ, Alfredo Alfonso.
Con la inauguración de este nuevo Centro Universitario en Berazategui, la Ciudad sigue defendiendo y apostando a la educación pública, tal como lo hizo en los últimos meses, avanzando con la Campaña Municipal de Alfabetización, para que los vecinos puedan aprender a leer y escribir, y así lograr la alfabetización plena de todos los ciudadanos del distrito. “Este espacio no está dirigido solamente a los que ya están cursando, sino que incluye a las nuevas generaciones, a los que van a las escuelas secundarias y primarias en este momento. Sepan que acá los está esperando un Centro Universitario que empieza hoy y que no se detiene”, dijo.
Por su parte, Juan José Mussi manifestó que “en estos bancos se puede sentar el hijo de un desocupado y el de un acaudalado empresario; esa es la virtud de la educación pública, abierta e igualitaria a todos los sectores de la comunidad. Esto iguala sin ninguna duda”.
En este sentido, destacó la “sensibilidad de las dos universidades que nos ayudaron a conformar este espacio”. Y agregó que “el Municipio tal vez deja de tapar un pozo, pero el Intendente decidió invertir en educación, que ayuda a conformar seres humanos”.
Asimismo, tanto el rector de la UNAJ como el vicerrector de la UNQ hicieron hincapié en la voluntad de “acercar la universidad al pueblo”. “Esto permite que aquellas personas que tenían un hueco en el día, entre sus distintas responsabilidades, puedan estudiar más cerca de su casa”, indicó Vi-llanueva, mientras que Alfonso remarcó que “para nosotros es fundamental tener opciones formativas cerca de los estudian-tes”.
María Marta Pérez, estudiante de la carrera de Terapista ocupacional, opinó: “Que esté el Centro en Berazategui me facilitó mucho mi rutina, ya que tengo un hijo de 4 años y mientras él está en el jardín, yo aprovecho a estudiar. Me queda cerca y me resulta más cómodo. Fue el impulso que me faltaba para no perder más el tiempo y comenzar con la carrera”. En la misma sintonía, María Eva Espíndola, que se encuentra estudiando la carrera de Kinesiología, aseguró que está muy contenta con esta nueva sede, ya que “contamos con aire acondicionado, calefacción, baños impecables, seguridad”.
El Centro Universitario Berazategui (CUB) tiene el fin de acercar la universidad pública y gratuita a todos los vecinos del distrito. Está ubicado en Diagonal Obispo Jorge Novak y 145, en un predio cedido a préstamo por la empresa Fibercord S.A y consta de seis aulas, un área administrativa y una recepción. Permite cursar algunas carreras, o parte de ellas, pertenecientes a la Universidad de Quilmes (UNQ) y a la Universidad Nacional Arturo Jauretche (UNAJ).