Ignacio Tadeo Mavian tiene siete años y padece DIPG, un cáncer en el tronco encefálico que le compromete las funciones básicas, pero que además no tiene cura en el país. Por lo que la campaña solidaria busca que Nachito pueda viajar a Houston, Texas, en Estados Unidos, donde hay un tratamiento que dio resultado en otros chicos con su misma patología.
“Un día, en mayo, pasé de estar a la mañana en el Zoom del cole, a estar a la noche internado en terapia, donde me diagnosticaron DIPG”, relata Nachito, en una publicación que busca difundir su historia. Y agrega: “Mi mamá y mi papá están convencidos de que yo voy a ganar esta batalla, pero es contrarreloj por eso necesito de vos”.
“Hoy tengo internación domiciliaria, luego de 64 días de estar internado en el Sanatorio. Me hicieron 28 sesiones de rayos y voy por la séptima sesión de quimioterapia. Eso es paliativo y me ayudó a recuperar un poco la movilidad. Me cuesta hablar porque no escucho, pero entiendo todo y me comunico perfecta-mente con un cartel de letras. Siempre le digo a mi familia que voy a estar bien”, dice el niño en esta publicación, difundida por sus padres. Y concluye: “Necesito de tu ayuda, para poder salvar mi vida”.
El tratamiento para Nachito sale aproximadamente 350.000 dólares, por eso, buscan difundir la campaña para lograr alcanzar ese objetivo.