Tanto la Escuela Primaria 11 como la Escuela Media 28 no pudieron dar clases durante varios días por problemas que la Dirección General de Escuelas Bonaerense mantuvo con la multidenunciada Edesur.
Unos 500 alumnos de la Escuela Media N° 28 de Villa Domínico estuvieron unos 15 días si clases, luego que Edesur retiró el medidor ante la falta de pago que se estaría produciendo desde la Dirección de Escuelas de la Provincia de Buenos Aires. Mientras que en la Escuela Primaria 11, tiene 150 alumnos, sufrió el corte de suministro de energía por parte de Edesur debido a “una conexión directa sin medidor”, por lo que estuvo varios días sin clases.
En ambos casos, los únicos afectados fueron los alumnos que no pudieron tener clases con normalidad ante la inoperancia de algún funcionario o el desprecio a la comunidad educativa avellanedense. En diálogo con este medio, distintos consultados temen que esta comience a ser una nueva práctica para generar complicaciones en la ciudad.
Ante la falta de energía, las clases estuvieron suspendidas por falta de agua. Los tanques de agua están vacíos por la falta de energía, por lo que no se pueden utilizar los servicios indispensables como el baño, la limpieza, entre otras afecciones que se generan.
Por estas situaciones, las autoridades de la Escuela denunciaron la problemática en el Consejo Escolar, quienes elevaron el reclamo y se encuentran a la espera de la respuesta de la DGCYE.
Otras problemáticas en la Media 28
Según indicaron, en el establecimiento educativo hay faltante de cargos, como 10 cargos que por resolución corresponden y no están garantizados, explicaron.